La Fundación Ávila acerca a los abulenses la obra pictórica de Alberto Martín Giraldo

0
225

El Palacio Los Serrano, sede de la Fundación Ávila, acoge desde este jueves una exposición de pintura que recoge cerca de medio centenar de obras del artista Alberto Martín Giraldo.

Martín Giraldo, discípulo de Antonio López, expone hasta el 16 de noviembre una selección de 49 lienzos de diferentes tamaños realizados en acrílico sobre tela que se distribuyen en cinco salas bajo las temáticas de ‘Luna, fuego de leña y soles’, ‘Retratos’, ‘Mar’, ‘Personas y desnudos’ y ‘Mar con personas’.

Entre las obras que se muestran destaca por su tamaño, 375×840 cm, un paisaje de ‘El cerro del Viso’ (Alcalá de Henares), lugar desde donde trabajó en compañía de Antonio López.

La exposición permanecerá abierta al público, con entrada gratuita, de lunes a sábado de 11 a 13:30 horas y de 18 a 20 horas, cerrando domingos y festivos.

 

Alberto Martín Giraldo

Nace en Verín (Ourense) en 1978. Vive su infancia en Lubián (Zamora).En 1997 ingresa en la Facultad de Bellas Artes de Pontevedra (Universidad de Vigo).

Dos años después se traslada a Madrid, terminando la carrera en la Universidad Complutense de Madrid el año 2003.

Durante cuatro años compagina la pintura con trabajos en la construcción, monitor de tiempo libre, mozo de almacén o revisor de separación de residuos en campañas de reciclaje para el ayuntamiento, entre otros.

En 2007 comienza a participar y ganar concursos de pintura, lo que le permitió dejar los otros trabajos en el plazo de un año.

En 2010 fue seleccionado en la cátedra Francisco de Goya que impartieron en Ávila Isabel Quintanilla, Francisco López y Antonio López. Dos meses después sale a pintar a las puertas del Museo del Prado con un cuadro de 180 x 195 cm. Comenzaron entonces una serie de propuestas de exposición y compra activando su actividad como pintor.

Una de estas propuestas se formalizó en 2011, cuando en París, en la galería Detais, hizo su primera exposición individual con diez cuadros sobre tres museos de Madrid: Prado, Thyssen y Reina Sofía.

Con Antonio López había seguido contacto después de la cátedra, y en agosto de 2012 le acompañó para pintar desde un cerro en el que él llevaba algunos veranos trabajando.

Hizo un cuadro de 128×193 cm seleccionando unos pocos elementos de la extensión de tierra que tenían delante. El verano siguiente volvieron al mismo sitio y le pareció que su trabajo “no significaba en absoluto la impresión de inmensidad que ofrece aquel mirador”, por lo que decidió ampliar el cuadro hasta alcanzar una medida de 375×840 cm. En 2016 realizó, además, un retrato de Antonio López en el lugar donde llevaban trabajando ya cinco veranos.

En 2013 la Académie des Beaux Arts de Paris le seleccionó como miembro artista para la Casa de Velázquez de Madrid.

Además de su trabajo como pintor, organizó allí una reunión de artistas españoles y franceses que se llamó ‘Un día en Casa de Velázquez’, que sentó precedente para una serie de encuentros organizados entre varios pintores para reunirse en casa de un pintor y rendirle homenaje pintando juntos. En 2015 ‘Un día en Casa de Goya’ y en 2018 ‘Un día en Casa de Sorolla’, exponiendo el resultado en el Museo.

En mayo de 2017 hizo su primera exposición individual en España, en la Casa de Vacas del Parque del Retiro en Madrid.