EFEMÉRIDES – 28 de Septiembre – Tauromaquia

0
165

El 28 de septiembre de 1880 tuvo lugar la inauguración de la plaza de toros de Caravaca de la Cruz (Murcia). Se lidiaron reses de Agustín Flores que estoqueó Francisco Arjona Reyes “Currito”. Para esta inauguración se programaron dos festejos, el segundo el día 29 con reses de la misma ganadería para el espada José Martín “La Santera”.

Aspecto interior del la plaza de toros de Caravaca de la Cruz un día de festejo

La alternativa del genial Rafael Gómez Ortega “El Gallo” tuvo lugar en la Maestranza sevillana el 28 de septiembre de 1902. Los toros llevaron el hierro de Carlos Otaolaurruchi y los compañeros de terna fueron los hermanos Bombita, Emilio Torres Reina “Bombita I” y Ricardo “Bombita II”.

En la Real Maestranza de Caballería de Sevilla tuvo lugar, el 28 de septiembre de 1912, la alternativa de José Gómez Ortega “Gallito”. Le cedió los trastos y la lidia del toro Caballero nº 16 de Moreno Santamaría, su hermano Rafael “El Gallo” en presencia de Antonio Pazos.

Rafael El Gallo dando la alternativa a su hermano José “Gallito”

Corrida de ocho toros en la plaza Monumental de Sevilla, en el barrio de San Bernardo, el 28 de septiembre de 1919. El ganado llevó el hierro del marqués de Guadalest y el paseíllo lo hicieron José Gómez Ortega “Gallito”, José Flores “Camará”, Manuel Varé García “Varelito” y Juan Luis de la Rosa que tomó la alternativa, cortando la oreja al toro de la cesión; otra cortó “Varelito”.

El torero madrileño, de Vaciamadrid, Marcial Lalanda del Pino, eligió la plaza de toros de la Real Maestranza de Caballería de Sevilla para tomar la alternativa y en un cartel de lujo como correspondía a su emergente figura. El 28 de septiembre de 1921, Juan Belmonte le cedió el toro Pichuchi nº 42 de Rafael Surga con Manuel Jiménez “Chicuelo, hijo” de testigo.

Alternativa del madrileño Marcial Lalanda en la Maestranza sevillana

En Madrid se lidiaron cuatro toros de Sepúlveda y dos del Puerto de San Lorenzo (3º y 6º) en la segunda de la Feria de Otoño el 28 de septiembre de 1994. Hicieron el paseíllo para torear mano a mano Emilio Muñoz, que fue silenciado en sus faenas y Juan Mora que tuvo una tarde sensacional cortando una oreja al segundo y otra al cuarto saliendo a hombros de los aficionados.

Naturalidad de Juan Mora en un tentadero benéfico