Descubre el lujo y la potencia del nuevo Mercedes-AMG GT 63 S E Performance

114

El pasado abril Mercedes-AMG desveló en Shanghái el nuevo modelo AMG GT 63 S E Performance.

El nuevo AMG GT 63 S E Performance combina el motor V8 biturbo de 4,0 litros con la unidad de propulsión eléctrica AMG, generando conjuntamente una potencia del sistema de 600 kW (816 CV) y un par máximo de hasta 1.420 Nm. Sus potentes prestaciones se hacen evidentes con una aceleración rápida hasta los 100 km/h en 2,8 segundos y una velocidad máxima de 320 km/h.

La sección trasera destaca como el rasgo más distintivo del modelo superior de la serie AMG GT de dos puertas. Entre las novedades integradas se encuentra una tapa de carga integrada y el nombre del modelo resaltado en rojo. En el exterior, se pueden apreciar embellecedores dobles trapezoidales ranurados para el tubo de escape.

El lateral presenta el distintivo «E PERFORMANCE» que denota exclusividad en la propulsión. Este híbrido viene equipado de serie con llantas de aleación AMG de 20 pulgadas en un diseño de 10 radios. Estas llantas están aerodinámicamente optimizadas, pintadas en gris tantalio y acabadas con un brillo intenso.

En cuanto al interior, se ha diseñado pensando tanto en los clientes que buscan deportividad como en aquellos que valoran la comodidad máxima. El diseño del puesto de conducción, que incluye una pantalla en formato vertical en la consola central, se ha orientado hacia el conductor y se destaca por una impresión general armoniosa. El concepto de plazas 2+2 proporciona un amplio espacio interior.

Uno de los muchos aspectos destacados del interior son los asientos deportivos AMG con ajuste eléctrico, que combinan una excelente sujeción lateral con un elevado confort en trayectos largos. Además, cuenta con tres programas de masaje para brindar un excelente confort en largas distancias.

También , se puede agregar el paquete Energezing Plus, que combina funciones de asiento y ambientes luminosos para crear programas de confort relajantes. Los asientos AMG Performance opcionales, con reposacabezas integrados y aberturas de ventilación en los respaldos, son aún más deportivos.

El sistema multimedia MBUX (Mercedes-Benz User Experience) es intuitivo y capaz de aprender. El AMG GT 63 S E Performance cuenta con numerosas indicaciones y funciones específicas para AMG e híbridos. Los elementos de menú exclusivos «AMG Performance» refuerzan su carácter deportivo. Además, la tecnología híbrida se puede experimentar visualmente a través de gráficos de alta calidad que muestran el flujo de potencia del sistema de propulsión. También es posible consultar datos como la velocidad, la potencia, el par y la temperatura del motor eléctrico.