Tiñosillos acoge un curso para profesionales del sector resinero de la comarca de la Moraña

251

El sector resinero está en pleno auge. El resurgimiento de esta profesión ancestral es una realidad en Europa y, por supuesto, también en España.

Es por ello, que a lo largo de esta cuarta semana del mes de enero, la localidad morañega de Tiñosillos está acogiendo un curso formativo para profesionales de este sector organizado por la Fundación INFODAL (Instituto Internacional para la Formación y Desarrollo de los Agentes Locales) y que ha podido ponerse en marcha gracias a la financiación del Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural y la Junta de Castilla y León.

La resina natural es una gran desconocida para la gente en general y, sin embargo, es fundamental para la fabricación y uso de una gran cantidad de cosas de uso cotidiano. Entre ellos, podemos encontrar, por ejemplo, elementos para aplicaciones tecnológicas, para productos de limpieza, jabones, esmaltes, pinturas, lubricantes, perfumería, redes para la pesca o para la conservación de alimentos.

Bajo esa premisa, el curso que se está celebrando en el municipio abulense busca hacer un análisis pormenorizado de los diferentes usos y los distintos aspectos relacionados con la producción de este material que proviene de los pinos y que, en la comarca de la Moraña, tiene una gran importancia de la mano de sus extensos pinares.

En el encuentro están participando una treintena de profesionales conocedores del mundo de la resina, que se han podido poner al día de cuestiones tan importantes como las nuevas técnicas que se están llevando actualmente a cabo para la extracción, además de aprender sobre buenas prácticas a la hora de cuidar los pinares, algo fundamental para luego poder recoger más y mejor material.

Además, otro punto que se está tratando, como no podía ser de otra manera, es el de las opciones de mercado para la resina, es decir, cuáles pueden ser las mejores salidas a la hora de hacer negocio con ella.

Al curso acudió también el alcalde de la localidad y presidente de la Diputación de Ávila, Carlos García, quien quiso poner en valor esta profesión y el hecho de que exista este tipo de formación para mejorarla con la vista puesta en los tiempos que corren. “Es importante para quienes se dedican a la resina y para quienes poseen fincas con pinos, porque les proporciona conocimientos de lo más novedoso que hay en su sector”, destacó el regidor en su visita.

Este curso a tenido lugar, durante la presente semana, comenzando el pasado lunes y finalizando el viernes.