Sonríe sano y bonito, la importancia del dentista

53

El miedo a ir al dentista es mas común de lo que parece. El 15% de la población sufre odontofobia. Es decir, que sienten ansiedad, solo de pensar que tienen que ir al dentista.

En muchas ocasiones este miedo viene provocado por el dolor que sienten o el pavor al pinchazo de la anestesia. Pero las revisiones dentales son muy importantes y no debemos pasarlas por alto, así que debemos dejar de tener miedo.

Los odon­tólogos son conscientes del sentimiento que despiertan entre la mayoría de sus pacientes, por eso están dispuestos a informarles bien y solventar cualquier duda que les paraliza. Además, recuerdan que hay tratamientos, cada vez más modernos, que consiguen resultar indoloros.

CARIES

Es la segunda enfermedad común más habitual en nuestro país, seguida del resfriado común. A nivel mundial se calcula que afecta a más del 90% de la población en algún momento de su vida. Se produce por la destrucción de los tedios del diente por diversos factores, pero la razón principal es una mala alimentación y una deficiente higiene dental. La forma de combatirla, una vez producida, es empastando la pieza dental.

GINGIVITIS

Ocupa el segundo lugar entre las enfermedades dentales más comunes. Se estima que en nuestro país la sufren casi el 60% de la población adulta. La inflamación y sangrado de las encías que produce la gingivitis también suelen estar causados por una mala higiene dental. Es importante que ante el menor síntoma, inflamación o sangrado se acuda al dentista.

PERIODONTITIS

El 25,4% de la población adulta española padece esta dolencia este índice, además, es más grave todavía en los mayores de 65 años, donde sólo el 10% de ellos tienen unas encías completamente sanas. Estos datos nos hacen reflexionar sobre las consecuencias sobre una gingivitis mal curada. Aunque la periodontitis también se puede frenar, su tratamiento es un poco más complejo. En ese caso se deben realizar una serie de análisis y pruebas clínicas más profundas para tratar de conocer hasta donde está afectada la pieza dental y después tratarlo con otro tipo de técnicas.

CÁNCER BUCAL

Desgraciadamente, cada vez es mayor la incidencia del cáncer en la boca. Las partes más afectadas suelen ser los labios, la lengua y el paladar. Las estadísticas mues­tran que este tipo de tumor se da más en personas a partir de los 40 años. Entre los factores de riesgo para contraer esta enfermedad hay que tener en cuenta que la genética desempaña un papel fundamental. Pero hay otros hábi­tos de vida que pueden influir en que se desarrolle esta dolencia, como es el consumo de alcohol o el tabaquismo. Entre los sínto­mas que alertan esta situaciones se encuentran: úlceras, llagas y manchas rojas o bien blanqueci­nas que salen en cualquier zona de la boca y que tardan mucho en curarse; problemas o dolor al masticar o al tragar; cualquier do­lor repentino que aparezca en la zona sin razón aparente.