EFEMÉRIDES, 14 de Octubre – Tauromaquia

34

El 14 de octubre de 1904 se despidió de los toros en Zaragoza el espada Nicanor Villa y Arilla “Villita” que tuvo por compañeros a Antonio de Dios Moreno “Conejito” y a José García y Rodríguez “El Algabeño”; los toros fueron de Fernando Parladé.

La plaza de “La Misericordia” de Zaragoza fue el escenario de la alternativa de Manuel Mejías Rapela “Bienvenida” el 14 de octubre de 1905. Los toros llevaron el hierro de los Herederos de Pablo Benjumea actuando de padrino de la ceremonia José García “Algabeño” y de testigo Rafael Molina Martínez “Lagartijo Chico”, sobrino del gran Rafael Molina “Lagartijo el Grande”. Sobre el toro de la cesión hay varias versiones, Lindo en algún lugar, Huidor en otros y Cristalino nº 28 en otros. A “Bienvenida”, el periodista Don Modesto le apodó “El papa negro”.

Manuel Mejías, el papa negro

El 14 de octubre de 1934 se celebró la última corrida en la plaza de la Carretera de Aragón de Madrid. En el cartel figuró la lidia de dos novillos de Martín Martín para el rejoneador Antonio Cañero y seis toros de Ángel Sánchez y Sánchez (antes Trespalacios) que estoquearon Marcial Lalanda, Joaquín Rodríguez “Cagancho” y Rafael Vega de los Reyes “Gitanillo de Triana”.

Marcial sentado en el estribo de la plaza vieja

El torero onubense Antonio Borrero “Chamaco” recibió el doctorado en Barcelona el 14 de octubre de 1956, corrida a Beneficio de las viudas y huérfanos de los militares de la IV Región. Se lidiaron cuatro toros de Antonio Urquijo de Federico, uno de Atanasio Fernández (4º) y uno de Francisco Galache (6º). El padrino fue Miguel Báez Espuny “Litri” que le cedió el toro Larguirucho nº 237, de Urquijo; tanto el padrino como “Chamaco” fueron ovacionados en sus toros. La tarde y el triunfo fue para Antonio Ordóñez que saldó sus actuaciones con el corte de cuatro orejas y la salida a hombros de la Monumental.

Chamaco recibe los trastos de Litri con Ordóñez atento.

La plaza de toros de San Miguel de Valero (Salamanca) se inauguró el 14 de octubre de 1993 con la lidia de seis toros de Núñez del Cuvillo. Hicieron el paseíllo desmonterados, Sebastián Palomo “Linares”, Juan Antonio Ruiz “Espartaco” y Miguel Báez “Litri”. Palomo fue ovacionado en el primero y dio la vuelta al ruedo en el cuarto y “Espartaco” con cuatro orejas cortadas y “Litri” con dos fueron los triunfadores y salieron a hombros.

Triunfo de Litri en San Miguel de Valero