El Consorcio de Toledo fomenta el comercio local en el Casco Histórico

217

En la última comisión ejecuti­va del Consorcio de Toledo, ce­lebrada en noviembre, se infor­mó de las mejoras en las bases reguladoras de las ayudas a locales comerciales para fomentar el comercio de proximidad en el Casco Histórico.

Este documento regirá las sub­venciones desde enero de 2023 con el ánimo de facilitar el acceso porque el Consorcio se encargará de todos los trámites administra­tivos necesarios, desde la gestión de la licencia de obras y el resto de permisos, hasta la propia re­dacción de los proyectos y la eje­cución de los trabajos a través de empresas especializadas.

El objetivo principal de esta ac­tualización es fomentar el comer­cio tradicional en el barrio para “mejorar la calidad de vida de los residentes en el Casco y propi­ciar que nuevos vecinos quieran iniciar un proyecto de vida aquí, además de no perder el valor pa­trimonial que tienen estos inmue­bles”, indicó el gerente de la ins­titución, Jesús Corroto.

La comisión ejecutiva también aprobó los proyectos para la reha­bilitación de dos nuevos edificios residenciales en el Casco Histó­rico con un total de 14 viviendas, en concreto en la calle Recoletos y en el callejón de San José, en el marco de su estrategia de fijación de población estable.

En la reunión también se infor­maba del avance de los trabajos de restauración del Salón Rico y de la plaza del Corral de Don Die­go, además de las obras en las cinco nuevas viviendas para re­sidentes de la zona que podrían estar habitadas en primavera.