Renault Austral se desvela un poco más

258

El nuevo SUV Renault Austral sale con camuflaje a las carreteras europeas con el objetivo de asegurar su fiabilidad y finalizar la puesta a punto de su gama de motorizaciones.

El vehículo, que se fabricará en la factoría de Palencia, entra en su última etapa de desarrollo, con pruebas de resistencia que permiten validar la fiabilidad y la longevidad de los distintos componentes.

El nuevo Renault Austral continúa así con las últimas validaciones de su nueva plataforma CMF-CD3 y de su gama de motorizaciones completamente electrificada en las condiciones más adversas.

Pruebas exigentes

El nuevo Renault Austral entra ahora en la fase de pruebas conocidas como ‘Confirmation Runs’. En la práctica, una flota de un centenar de vehículos va a recorrer dos millones de kilómetros.

Este nuevo SUV recorrerá carreteras de Francia, España, Alemania y Rumanía para comprobar la validez de las pruebas realizadas hasta ahora.

Para ello, 900 conductores recorrerán 600.000 km en situación real por carreteras abiertas y se realizarán 1.400.000 kilómetros en circuito.

Estas pruebas van a permitir, por ejemplo, validar los reglajes de la nueva plataforma CMF-CD3, los asistentes a la conducción, la insonorización y el confort que ofrece el sistema de suspensión.

Una gama de motorizaciones 100% electrificada

Entre estas validaciones se encuentran las correspondientes con las diferentes motorizaciones.

El SUV se beneficiará de una gama compuesta exclusivamente por motores gasolina electrificados, siendo la mayoría de ellos inéditos en la marca: una motorización E-TECH híbrida de nueva generación, una motorización 1.3 TCe mild-hybrid 12V y una motorización 1.2 TCe mild-hybrid 48V.

Esta  gama de motores ofrecerá una eficiencia de récord: emisiones reducidas, desde 105 g de CO2/km y una potencia máxima de hasta 200 CV.